Páginas vistas en total

miércoles, 7 de febrero de 2018

PERDONE UNA PREGUNTA... PUES NO SÉ YO SI PERDONARLE!

Si hiciese un balance de toda mi vida diría que la mayoría de años me he considerado buena persona, opinión que era respaldada por mi entorno. Ahora la verdad, me considero un cascarrabias absoluto que invirtió el ingenio por el mal genio, opinión no respaldada por mi entorno supongo que por miedo a llevarse una reprimenda. De pequeño... no era un niño malo, pero si que tengo recuerdos de la época pre-adolescente y ser un capullo integral, con bromas sin gracia cargadas de hormonas nuevecitas, opinión que mi entorno silencia!


Si Señoras y Señores! Yo tuve que escuchar más de una centena de veces eso de "es tan bueno que es tonto". Me lo decían a modo de cumplido pero a mi siempre me sentó como un vaciado de gónadas previa patada con bota de seguridad en la zona!

Supongo que como efecto secundario de mi supuesta bondad, mi cara irradiaba servilismo. Parecía que llevaba escrito en la frente TIENE ALGUNA DUDA? ESTOY AQUÍ PARA AYUDARLE! Si! Como esa chapita que lleva gente en la solapa que cuenta QUIERE PERDER PESO? PREGÚNTEME! Hago el inciso de que según quien lleva la insignia disuade de preguntarles por el método que siguen... pero me estoy desviando del tema, como siempre! Si! Parece que la gente ve o veía en mí un punto de información ambulante. Daba igual las centenas o miles de personas (si nos situamos en el semáforo de Portal de l'Angel (Puerta del Ángel, por si me lee Rivera o su colega Cañas). Yo era el elegido para lanzar al aire la cuestión!

Muchas veces no entiendo el funcionamiento del cerebro humano. Es cierto que puedes preguntarle a alguien si quiere invitaciones para ir a una fiesta con 2 copas gratis y que esa persona salga de un tanatorio... pero no tienes porqué saberlo! Es simplemente una metedura de pata!... pero algunos de los casos que me dispongo a narrar no admiten excusa alguna! De verdad no había nadie mejor a quien preguntar? Intentaré ser escueto (si si, ya verás...) ya que cada ejemplo bien vale por un post.

EL CASO DE LOS AURICULARES: Seguro que esto no es exclusivo mío. Nunca habéis ido por la calle con auriculares, sintiendo más que escuchando la música, abstrayéndoos del ruido del tránsito y de los cientos de transeúntes y alguien decide que eres el idóneo para parar y preguntarle lo que sea??? Si! Os ha pasado! A mi también, y muchas veces!

Donde está el sentido común? Y la empatía? Si quieres obtener la ayuda de alguien primero debes ganarte su simpatía y confianza, y cortarle el rollo musical no parece lo más indicado! Pensaba tal vez el encuestador que los auriculares eran para escuchar un canal secreto con toda la información disponible por si alguien decide saber donde está tal calle? Imaginaos a alguien como yo, un pejigueras de la música quien no soporta al que lleva el auricular derecho en el oído izquierdo, que tarda minutos en colocarse los suyos bien para escuchar los graves... e interrumpidle para preguntarle algo! La empatía se convierte en antipatía!

Hubo un caso muy sentido. Estaba disfrutando como nunca del Despise the Sun de Suffocation y llegando al álgido final, Catatonia... Sabía lo que llegaba, un violento fin de fiesta a base de palm mutes, notas silenciadas, y baterías secas doblando cada golpe de púa... Mi mano posiblemente simulaba ser un tercer guitarrista de la banda y seguramente mi cara era un instrumento más que un rostro cuando una chica tuvo a bien pararme para preguntar algo! En ese momento estaba preso de esa ira y violencia positiva que sólo un fan del Death Metal puede comprender y pretendían provocar un coitus interruptus musical??? Le hice una señal de STOP con la mano y la tuve ahí, esperando el medio minuto que le faltaba al temazo para finalizar. Me sacudí los auriculares y espeté un QUÉ? nada amistoso. Ni mi air guitar ni mi tono estúpido la disuadió de preguntarme por el estanco más cercano que, curiosamente, estaba unos 20 metros detrás mío, en su misma línea de visión... Soy sincero, yo pregunto y reaccionan como hice yo y pongo pies en polvorosa, pero supongo que el tabaco es mucho más adictivo de lo que pensaba... o mi air guitar es mucho mejor de lo que creía y no podía perdérselo!

Creéis que es la persona indicada para preguntarle por un estanco? Pues hay quien si! (imagen Wikipedia.org)


EL CASO DE LA CONDUCTORA Y EL MARCHADOR: Estaba en pleno entrenamiento, en toda la cresta de la ola, levantando el asfalto del pueblo (o así me veía yo), con el ácido láctico inundando las órbitas de mis ojos cuando de repente vi que un coche circulaba junto a mí y a mi misma velocidad. Lo primero que pensé fue en que iban a soltar la típica broma jamás escuchada de YOQUIEROMARCHAMARCHA o la romántica ESECULIIIIITOOOOCOMOSEMUEEEEVEEEE, y lo segundo es que el coche no iba despacio, así que yo marchaba mucho más rápido de lo que sentía. Yo estaba en la parte derecha de la calzada con lo cual quedaba en el punto más alejado a la conductora. Bajó la ventanilla del acompañante y me preguntó por el pabellón de deportes.

Ahí perdí toda fe en la inteligencia humana! No era la hora más transitada del día, pero había más gente por allí! Si! Increíble! Había incluso quien podía no morir de una híper ventilación  si se paraba en seco para indicar! A pesar de llevar una bandana con la bandera Noruega, decidí hacerme el Sueco y seguir adelante, pero la intrépida conductora pensó que mi gesto no era de pasar de ella sino más bien en que estaba pensando en la respuesta!

Claaaaroooo!!! Debió pensar... UN DEPORTISTA, PUES SEGURO QUE SABE DONDE ESTÁ EL PABELLÓN DE DEPORTES! Aplauso de foca para ella! Me tragué mi enfado junto con el lactato y le indiqué un camino, incorrecto, por supuesto! Sólo me faltaba llevar auriculares ese día! Debíais haber visto los volantazos violentos que iba metiendo mientras me seguía porque se le iba el coche hacia el bordillo y en 2 ocasiones golpeó con el neumático!


EL CASO DEL BUEN CRISTIANO Y LA INCONTINENCIA URINARIA: Durante mi desafortunadamente penúltima crisis renal, el urólogo de confianza tuvo a bien pedirme una ecografía previo a ingerir líquido abundantemente para que la bufeta estuviese bien llena. No era ni mucho menos la primera vez que me hacían esa prueba pero no me preguntéis porqué cambié el litro de agua indicado en el protocolo de la prueba por 2. Ala, 2 kilitos de h2o, y del tirón, que no se diga! Ese día salí antes de clase para proceder a la prueba y con dudas de si podría aguantar todo aquello en mi interior antes de llegar al médico... Iluso! Me subí en el coche y tuve que salir al momento para volver a entrar al centro y desahogarme! Estaba incumpliendo el protocolo pero bueno... también se incumplen convenios internacionales de derechos humanos y aquí no ha pasado nada, no? Además, tenía "tanto que ofrecer" que seguro quedaba para dentro de una hora.

De nuevo... Iluso!!! Parecía haber asaltado la casa de un culturista de competición y haberle robado todos los diuréticos! No sé como podía manejar los pedales del coche pues con los muslos intentaba hacer una pinza de Wrestling a "mi mejor amigo" para evitar mojar el interior del vehículo! ... Bien... prueba superada... Aparqué... Si no me veía capaz de abrir la puerta del coche sin fuga de por medio, no sabía bien como iba a recorrer los 300 metros que separaban el parking de mi casa. Si! Mi casa, porque el médico estaba 100 metros más lejos y aquello no podía seguir así! Os lo juro! Creo que el día 31 de diciembre de 2017, cuando fui a urgencias por mi propio pie y sin ayuda aquejado de un nuevo cólico nefrítico caminaba más dignamente que el día de la ecografía. Recorridos tres cuartos del camino un afable anciano se me acercó. Ya había visto esa mirada en miles de rostros antes, con auriculares, marchando... era el gesto de la pregunta! Pensé que tal vez sólo quería saber una dirección cercana y podía ventilar rápido el asunto. Además, tampoco podía ir muy rápido sin riesgo de explosión, así que me detuve. El Señor no quería preguntar por una dirección, ni si quiera por un estanco! "Joven, ya sabemos que hoy en día nadie quiere escuchar a nadie, y la Biblia predica que hay que hacerlo. Me gustaría comentar con usted algunos pasajes y saber su opinión al respecto".

Sin duda el cuerpo humano aguanta lo inimaginable, y no sé como no bendije sus sagradas escrituras con el líquido del cual yo hacía de envase. No quería una simple pregunta! Quería una tesis doctoral, un debate en toda regla sobre el altísimo, hacerme compañero de los misterios de la santísima trinidad... y yo sólo quería mingitar sin tan siquiera bajarme los pantalones pues estaba muriendo!!! Sin duda obra de un milagro y tocado por la mano divina saqué fuerzas para decirle manteniéndome seco "tiene usted razón... pero yo no puedo escucharle, porque tengo una urgencia médica"... Aquí reconozco que no hubo ni mala fe ni falta de cordura en aquel hombre, pero la casualidad de su intención evangelizadora y de mi incontinencia fue cuanto menos jocosa.

A modo de epitafio sobre el caso, me descargué en casa y posteriormente en el mismo centro médico antes de la prueba... cuando el ecógrafo me examinó dijo: MMMMM... VIENES A TOPE!!!! Aiiiii Doctor... si yo le contase... Todas las aguas que se separaron del Mar Rojo las desplazó Moisés a mi bufeta! Yo estaba ciego, y ahora veo!!!

Misterio resulto: Ya sabéis donde fue el agua! (imagen alertadecatastrofes.com)


EL CASO DEL CICLISTA VOCACIONAL INSTANTANEO: En mi antiguo trabajo como jefe de almacén de unas importantes tiendas ciclistas no estaba exento de hacer de machacas cuando la ocasión así lo requería. Un par de veces a la semana llevábamos material del local principal a otra tienda del barrio de Sant Gervasi, y de vez en cuando yo hacía las veces de transportista.

Acercándome a la puerta del negocio y pasando por una estrecha calle muy transitada detecté por el retrovisor izquierdo a un poco hábil motorista de esos que creen que el pasar entre los coches, camiones, autobuses, trolebuses... es obligatorio si vas sobre 2 ruedas aunque esto ponga en riesgo tu vida. La situación no invitaba mucho a hacerlo, pero él y su pasajera procedían a ello cuando llegaron  a la altura de la furgoneta, metafóricamente rotulada con el logo de la empresa. Seguíamos en marcha pues no había ya semáforo que nos detuviese y el circular era torpe con continuos frenazos y acelerones cortesía del tránsito Barcelonés, cuando el tipo se acercó a la ventanilla y me gesticuló para que bajase el cristal. Pensé que ya tenía tangana montada y que pretendería recriminarme algún milímetro de más de movimiento lateral de la Mercedes Vito que le había puesto en peligro... Que equivocado estaba!!! Recordad, todo esto que os cuento, en marcha y con tráfico carne de colisiones múltiples:

MOTORISTA: Ehhhhhhhhhh!!!!!!
YO: Quéeeeeeeee??????
M: Que he visto que eres de una tienda de bicis... Cuanto vale una bici plegable????
YO INTERIOR: Gilipollas! Estoy conduciendo!!!!
YO: ......
M: Cuantooooo??????
Y.I: Imbécil, no he dicho nada! Te vas a matar!
Y: Joder... depende... ve a la tienda y pregunta!!!!
M: Ah valeeeeee!!! Oye!!!! Es que estoy pensando en comprarme una e ir en bici en lugar de en moto!
Y.I: Como sigas así vas a ir en un choche con un asiento de madera muy largo y tumbadito! Que nos la metemos!
Y: ok...
M: Pero eso... cuanto vale más o menos????
Y.I: A ti te dieron el cerebro el mismo día que el carnet de conducir!
Y: Entre 200 y 2000 euros! Adiós!
M: Adiós!!!
Y.I: Y no vuelvas por aquí!

ACELERO AHORA QUE PUEDO PERO VUELVE A ACERCARSE. CASI TIRA A LA ACOMPAÑANTE DEL GOLPE DE GAS QUE DIÓ PARA ALCANZARME DE NUEVO!

M: Ehhhhhh!!!!!
Y.I: Qué coño quieres ahora???
Y: Quéeeeeee?????
M: Y donde está la tienda??????
Y.I: Estás apunto de comerte el lateral de la furgoneta donde pone la dirección y me la preguntas?
Y: Ahí mismo...
M: Vale!!!! Ya me paso! Oye! y tú me recomiendas una plegable o mejor una MUTANTBAI?
ACOMPAÑANTE: (manotazo en la espalda) Idiota! Estate por conducir que nos vamos a matar!
Y.I: Yo de ti me tiraba de la moto, chica... estarías más segura!
Y: Adiós!

No podía creerlo! Pensaba de verdad que había otro vehículo filmando! O sea... estás conduciendo, pasando entre coches a duras penas, esquivando retrovisores, desoyendo pitidos, ves una furgoneta con una bici dibujada y lo primero que piensas es: ANDA COOOOÑÑÑÑOOOOO! Y PORQUÉ NO VOY EN BICI EN LUGAR DE EN MOTO? LE VOY A PREGUNTAR, PERO NO AL DE LA TIENDA, NO, AL DE LA FURGO QUE TIENE CARA DE CONTROLAR MOGOLLÓN! Además me preguntas por la dirección? A ver... tú estabas yendo a algún sitio, no? Vas a cambiar la ruta y los planes que posiblemente tenías con la chica de atrás para dar salida a tus nuevas ansias pedalísticas?

Bueno... Hasta aquí los casos... Tal vez sea yo el raro... Si, lo reconozco... podría haber parado el mp3 y dejar el final de Catatonia para más tarde, haber parado medio minuto de marchar para atender mejor al coche... haber debatido con el buen samaritano mientras meaba en un árbol... pero lo del tío de la moto no lo encuentro ni medio normal a no ser que penséis que parar el tránsito en la avenida Bonanova, bajarme a poner los tríangulos, y así poder hacerle una masterclass al imitador de Márquez sea lo mejor.

Hasta aquí el post de la semana, y ahora... Empieza el turno de preguntas!...

4 comentarios:

  1. Alucinante. Te pasan cosas muy raras jajajajaaaaaa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo, Dácil! Sin duda la lógica indica que el raro he de ser yo! Muchas gracias por pasarte y comentar!

      Eliminar
  2. ¡¡¡Jajajajjajaja!!! Me parto hermano, que buenooooo... El de la moto es para matarlo del tó, pero hubiera dado dinero por verte hacerle el stop a la del estanco mientras esperabas el final de Catatonia jajjaja ¡¡¡y con cara de deathmetaler cabreado!!!
    A mi una vez me paró (bueno, lo intentó) un camionero mientras iba corriendo para preguntarme por una ITV que tenía justo en frente con un cartelón amarillo de 10 metros cuadrados por lo menos... Le miré con cara de ¿qué me estás contando? y se largó con viento fresco...
    Abrazos!!! Wassail!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que aun me cabreo cuando lo recuerdo! Joder, que estaba disfrutando un montón del tema! jajajaja! Me pregunto qué le contaría a sus amistades una vez se las encontró cartón de Malboro en mano! Veo que lo de preguntar a corredores no es exclusivo de aquí! Deben pensar que, al abarcar un amplio espectro del territorio a base de carreras, se lo conocen todo!

      Un abrazo! Wassail!!!

      Eliminar